Promocione sus productos o servicios con nosotros
Marzo de 2020 Página 1 de 3

En la industria aeronáutica: la calidad no se negocia

Una visión autorizada sobre el potencial de la industria aeronáutica en nuestra región y los pasos necesarios para convertirse en proveedor de un negocio pujante.

La revista Metalmecánica Internacional tuvo una charla a profundidad con el ingeniero Guillermo Ramos, fundador de la empresa Antares Aerospace & Defense y presidente de la Asociación Colombiana de Productores Aeroespaciales (Acopaer).

MMI: Coméntenos sobre su formación y cómo ésta lo llevó a generar su empresa

Guillermo Ramos: Yo soy ingeniero mecánico de la Universidad de los Andes, magíster en administración, especialista en finanzas y tengo un postgrado en alta gerencia. Durante los primeros años en el tema técnico fui director y gerente de mantenimiento de las empresas más grandes del país en construcción. Eso me llevó a hacer cursos de mantenimiento en empresas de fabricación de maquinaria en Europa y Estados Unidos. Allí fui conociendo procesos de fabricación, debido a que los talleres industriales siempre están alrededor de donde hay mantenimiento. El proveedor natural no siempre tiene el producto y uno tiene que solucionar los problemas.  Después empezó el tema de gerencia de compañías donde de todas formas siempre estuve en temas de ingeniería, que no se dejan jamás. Antares empezó con temas farmacéuticos, pero específicamente a finales de 2007 surgió una oportunidad con la Fuerza Aérea Colombiana (FAC) para fabricar equipos de soporte en tierra: diseño de bancos, equipos para mejorar la forma de trabajo de los técnicos en instalación, por ejemplo carros que suben los tanques de combustible para no tenerlos que subir a mano. A finales de 2008, empieza a surgir la fabricación de partes de reposición, algunas metalmecánicas, que están montadas en las aeronaves.

MMI: ¿Y qué retos especiales tienen las piezas que van montadas en un avión?

GR: Al hablar en el sector aeronáutico de una parte que va montada en un avión, si es una parte estructural, no hay otra opción que hacer una ingeniería inversa. Con todo lo que requiere el sector aeronáutico: No solamente en la determinación del producto como tal con todas sus características metalmecánicas, fisicoquímicas, de dureza, dimensiones, tratamientos superficiales, tratamientos térmicos, si los tiene. Es conocer el producto exactamente como es. Pero también viene la parte de diseño de uno, que es averiguar cómo fue fabricado, y si no lo puede repetir hay que idear o diseñar ese nuevo proceso para obtener una pieza que quede, como mínimo, exactamente igual a la anterior, o mejor. Lo ideal es que quede exactamente igual porque uno no va a querer afectar la parte estructural de la aeronave.

Cuando se hace algo electrónico, siempre lleva consigo algún trabajo metalmecánico. Un motor, un actuador, una tarjeta electrónica viene montada en un soporte metálico y allí se tiene que diseñar el producto para montar la parte electrónica que diseñó. Aquí si se hace un producto nuevo, que cumple con las condiciones de funcionalidad. Que las personas que tienen que ver con el producto ni se den cuenta que hubo un cambio. Llámese el piloto, porque uno no lo va a entrenar de nuevo, o si es el técnico, que él vea que los conectores son los mismos, las tapas, etc. Que no se genere un nuevo proceso de mantenimiento. Esto básicamente es el génesis de Antares y hasta donde hemos llegado haciendo muchas cosas”.

MMI: ¿Nos puede dar ejemplos de partes montadas en las aeronaves que fabricó Antares?

GR: El sistema de frenado de las aeronaves KFIR. Cuando aterrizan despliegan un paracaídas que le resta muy buena parte de la velocidad para aplicar los frenos solo al final. Este sistema se comenzó a hacer al final del 2008. En el 2009 ya teníamos contratos relativamente grandes de fabricación de ese sistema que en últimas son 109 componentes entre metalmecánicos y textiles. 

Por otro lado, nosotros también hicimos los tanques de combustible de 1300 l para esas aeronaves de combate, allí se aplicó corte con chorro de agua, torno, fresa, rolado, embutidos, extrusiones, estampados, todos procesos de soldadura. Todo internamente, diseñamos las piezas y los procesos.


Palabras relacionadas:
Industria aeoronautica, Industria aeoronautica en Latinoamérica, Industria aeoronautica en México, Futuro de la Industria aeoronautica, Previsiones de la Industria aeoronautica, Crecimiento de la Industria aeoronautica, Guillermo Ramos, Antares Aerospace & Defense, Asociación Colombiana de Productores Aeroespaciales.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Aeroespacial

Documentos relacionados