Promocione sus productos o servicios con nosotros
Junio de 2018 Página 2 de 2

Identificación de herramientas en Volkswagen

Este es un estudio de caso sobre cómo Volkswagen logró hacer del manejo de herramientas un proceso más rápido, más simple y más confiable gracias a un sistema RFID.

Análisis datos de diferentes fuentes

El personal de las áreas de planificación de herramientas del motor y administración de herramientas operativas se dio cuenta rápidamente de que se podía obtener mucha más información usando los datos capturados de las herramientas, especialmente si esto se combinaba con otra información como datos del proceso, de la máquina o relacionado con las piezas de trabajo y los materiales, etc. Esto permitiría realizar análisis de defectos y lograr eliminar las causas. Un ejemplo son los estudios sobre el desgaste de las herramientas, así como el comportamiento de las herramientas reafiladas. Otro ejemplo de esta área es el posible análisis de los diferentes comportamientos de desgaste de las herramientas multi-step. Los hallazgos recopilados y documentados ofrecen oportunidades para optimizar tales herramientas.

La planta de Volkswagen en Salzgitter

Volkswagen Werk Salzgitter es la planta de motores principal de Volkswagen y es uno de los más grandes de su tipo. Todos los días se producen unos 7,000 motores de gasolina y diésel en línea, en Vee, Vee-inline y configuración W para automóviles y camiones. El total incluye más de 200 versiones, de 3 a 16 cilindros, con desplazamientos de 1.2 a 8.0 litros. En 2015 esto ascendió a exactamente 1,518,136 motores. Cada marca en la compañía hace uso de este conjunto de motores.

Otro aspecto esencial es la fusión de los datos de la herramienta con la pieza de trabajo y los datos del proceso. Esto permite que las anomalías en el mecanizado estén relacionadas con las variantes de las piezas y sus características desde la fundición. En esta coyuntura, VW ya está pensando en cómo usar los datos del seguimiento de piezas también. Aquí se utilizan los denominados tornillos de datos Balluff o Data Bolt, que se fijan a cada pieza y permiten una trazabilidad perfecta de los bloques del motor y cabezas a lo largo del proceso de mecanizado.

Para simplificar la administración de la herramienta y realizar análisis de defectos y causas, se estableció un sistema complejo de administración de datos con Excel. Esto está asociado con su propia estación de lectura/escritura Tool-ID, en la que también se detectan todas las herramientas. Al mismo tiempo, esta base de datos representa la interfaz para fusionar datos de otras áreas.

Conclusión

Volkswagen estima que la inversión en el Sistema Tool ID será amortizada en solo 19 meses. En otras palabras, el reequipamiento de las herramientas con tags RFID y el equipamiento de los centros de maquinado, presetters y las estaciones de inspección con cabezas de lectura/escritura se pagarán por sí solas gracias a los ahorros en tiempos de preparación, que era el objetivo original. Esto ni siquiera toma en cuenta el manejo de datos más seguro, la mejora en la disponibilidad de datos o la optimización del desgaste que resulta del nuevo enfoque, así como los beneficios de análisis más detallados de defectos y causas que Volkswagen pretende expandir con el tiempo, utilizando el sistema Balluff Tool-ID.

Fin.

Palabras relacionadas:
Estudio de caso Volkswagen, manejo de herramientas Volkswagen, estudio de caso RFID, identificación por radiofrecuencia industrial, sistema Tool-ID, desarrollos de Balluf, tags de RFID portaherramientas, manejo de datos herramienta, novedades de Balluf, novedades de Volkswagen, desarrollos de Volkswagen.
Contacte a las empresas mencionadas
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Sistemas y software

Documentos relacionados