Promocione sus productos o servicios con nosotros
Diciembre de 2020 Página 2 de 4

La industria metalmecánica está sufriendo una transformación: Carlos Valdés, CEO de Schuler Mexico

La revista MMI entrevistó al Ingeniero Carlos Valdes, CEO de Schuler Mexico sobre varios temas relevantes en la actualidad de la industria metalmecánica y sus aplicaciones hacia la industria automotriz.

MMI: ¿Qué efectos ha traído la pandemia para Schuler?

CV: Todos teníamos un presupuesto de venta de maquinaria para este año, pero la buena noticia es que no hay cancelaciones de compra. Simplemente se ha postergado la compra, por cuestiones de presupuesto, por darle prioridad a la reducción de costos y reestructuración de costos en las empresas. Siguen los planes, ya sea para 2021 o 2022, pero no se ha cancelado.

MMI: ¿Notan ustedes una tendencia hacia la repotenciación o compra de máquina usada?

CV: No. Creo que esto es una reacción a la pandemia y a la crisis que estamos viviendo. Todos están en modo ahorro, en modo restructuración, en modo “necesito volver mi empresa lo más lean posible para quedarme solo con lo que es absolutamente necesario y porqué no, producir más con lo que tengo. Y eso aplica también para las máquinas. Están pensando me convenga más hacer un refurbishment, pero lo que yo pienso es que es algo natural, algo de pánico, temporal. 

La industria automotriz y la industria metalmecánica está sufriendo un proceso de transformación en muchos sentidos, la transformación va hacia la producción de autos eléctricos. Vamos a llegar a ese punto. No se van a dejar de producir motores diesel, ni gasolina, pero mucha de la producción va a mutar a producir autos eléctricos.

 

Para esto lo primero que necesitas en cualquier parte del auto, sea en el motor, en el chasis, en las partes de vista, en componentes, necesitas maquinaria nueva. No lo puedes hacer con máquinas existentes: Es muy difícil, o muy caro hacerlo con máquinas viejas.

Lea tambien: WARDWELL BRAIDING OFRECE PROGRAMA DE REACONDICIONAMIENTO Y ACTUALIZACIÓN

En el negocio de prensas, para producir sistemas que, en vez de trabajar con acero, trabajen con aluminio, sí se puede hacer la conversión, pero es costoso. Si se hace el análisis de costo beneficio, tienes mucho mayor beneficio a largo plazo si tienes maquinaria especializada para este nuevo trend en el mercado. Si te vas a poner a producir motores eléctricos necesitas totalmente maquinaria nueva, si te vas a dedicar a producir baterías, necesitas maquinaria nueva. Es un efecto temporal lo que estamos viendo y no es malo. Le da oportunidad a otras empresas. Nosotros hacemos mantenimiento también y damos servicios y por ese lado, los clientes están requiriendo estos servicios de actualización y refurbishment y esto también nos da trabajo.

MMI: Cuándo estimas que se vaya a ver un efecto de la tendencia de producción de autopartes para vehículos eléctricos en México?

CV: Mi estimación personal, basada en la información que tengo, en conversaciones con algunos clientes y sus planes, es que se va a empezar a ver un efecto en los próximos dos años, vamos a ver más plantas de producción de motores eléctricos, líneas de baterías aquí en Latinoamérica. No nos podemos quedar atrás. Ya se oyen muy fuerte estas conversaciones. No se trata de desaparecer la producción de motores diesel o gasolina. Eso va a seguir. 

MMI: ¿Qué oportunidades va a traer el TMEC y el Reshoring que está planteando EEUU en este momento?

CV: El tratado era necesario actualizarlo. La forma en que lo actualizaron tiene muchas partes interesantes que vale la pena analizar. Tiene mucho que no existía hace 30 años o un poco más cuando se firmó el otro, pero si necesitaba una actualización. Alguno de los beneficios principales, por ejemplo, podría ser la protección de la propiedad intelectual que es importante para mantener y reforzar la fuerza laboral en Norteamérica y para mover el concepto de R&D en la región. México es un país muy enfocado a manufactura y producción, y eso está bien, pero necesitamos reforzar la parte de investigación y desarrollo entre los tres países. Para mejorar la propiedad intelectual en América y así generar más productos y de mejor calidad en la región y no depender tanto de los productos hechos en China, que cada vez son mejores. Cada vez tienen más calidad los productos que mandan ellos, pero no quiere decir que no lo podamos hacer aquí en América. Tenemos todo el conocimiento y lo podemos hacer aquí.

El otro es el Costs and Trade Facilitation que hace más fáciles las exportaciones entre los tres países evitando las complicaciones de papeleo y de burocracia. Se pueden hacer exportaciones más predictivas entre las tres naciones. Se puede hacer cálculos de tiempos más rápidos, sin mucha complicación


Palabras relacionadas:
Industria metalmecánica, futuro industria metalmecánica, transformación industria metalmecánica, Carlos Valdés Schuler, tendencias de la industria metalmecánica, tendencias en la industria, tendencias industriales 2021
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Formado y fabricación

Documentos relacionados